slider01 slider02 slider03

Sor Consuelo

Artículos

LLAMADOS A LA ALEGRÍA DEL AMOR

 Dios nos llama desde la eternidad a cada uno de los seres humanos para hacernos partícipes de su vida. Esa llamada, que nos saca a la vida en un momento concreto de la historia, es fruto de su Amor Personal por cada uno de los humanos y con ella nos concede cuanto necesitamos para desarrollar nuestro ser personal.

El fin de esta llamada es capacitarnos a vivir nuestra relación con Él, nuestra realidad concreta, que es nuestra verdad existencial de que Dios es el Ser en Sí mismo, Ser Absoluto, y nosotros seres relativos en relación con Él. Vivir esta verdad de nuestra existencia, es el cimiento de nuestra intimidad más profunda y conforme nos adentramos en ella y la vivimos se va descubriendo la felicidad de existir, la alegría de nuestra dependencia amorosa de nuestro Dios y Señor.

Así tú descubres el gozo de la existencia, de ser tú mismo, de tu afirmación personal, que se desarrolla y profundiza en la medida que describes esa dependencia amorosa de Dios, de que eres de Él porque cuanto tienes lo recibes de Él, en donación amorosa. Conciencia existencial que te abre a una relación de amor plenificante y gozosísima con tu Dios personal, cercano, íntimo.

La relación que Dios inicia con cada criatura en el momento que nos evoca a la vida, y que está en Él eternamente presente, es para llevarnos a la plenitud del ser, del amor, del gozo, de la felicidad, de la alegría plenificante.

La razón de esta realidad es que Dios es Amor y nos conduce hacia el Amor. En la medida que penetramos en este amor suyo, penetramos en la gratuidad del amor, en el gozo y alegría de saberte amado, de vislumbrar la maravilla del amor firme, fiel, seguro, que desemboca en una alegría que embarga el ser entero.

El tomar conciencia del amor de Dios que se te da continuamente y que te envuelve en la alegría de vivir siendo amado por Él, es la vida plena que va desvelando todas las zonas profundas del ser personal en la verdad de la dependencia de Dios que te personaliza en integridad el propio ser y te hace aflorar una fuente que siempre mana alegría y vida, sin cerrar sus veneros constantes al estar abiertos en el gozo de reconocer de que es Dios mi Fuente de VIDA y de AMOR.

Ante esta realidad de tu propia vida, es un gran sufrimiento constata actualmente que muchas personas, centradas en sí mismas, no conocen el AMOR, la VIDA, la ALEGRÍA de saberse amados por Dios, de abrirse al Amor personal que nos tiene en su Hijo Cristo Jesús, quien nos ha alcanzado con su Muerte y Resurrección, el vivir la misma vida divina que Dios Trinidad vive, y que nos comunica haciéndonos hijos suyos por el bautismo: Vida de alegría gozosísima y plenificante.

Somos agraciados los que hemos sido conducidos en el correr de la vida por los cauces de esta verdad y de este amor, porque sin mérito alguno hemos recibido el vivir la Vida Plena que se vigoriza y se plenifica día a día en esa Relación amorosa de Dios. Realidad que he constatado en tantas jóvenes a las que he acompañado en su camino de formación en respuesta a esa llamada a la Alegría del Amor, recibida conscientemente de forma personal y por la que han optado de por vida, tras la que rebosan una alegría asidua, constante, serena, que borbotea en su ser, en su modo de actuar, de acoger, de mirar, de reaccionar, de juzgar el diario vivir, trasluciendo en la mayor naturalidad que su centro es Dios y Él es el Todo de su existencia, es su Plena Alegría, su Plenitud de vida.

Quiera Dios hacer patente esta llamada a la alegría del Amor a muchos jóvenes y ellos se abran generosos a un don tan inmenso y personalizante.

En manos de María, Causa de nuestra alegría, pongo este deseo.

Que la Venerable Sor Consuelo Utrilla, que supo descubrir esta alegría y vivirla hasta completar la respuesta en el “consumatum” despierte a muchos jóvenes para escuchar y acoger esta llamada de la que ella hizo su Centro vital: Vivir para Jesús.

 

MONASTERIO NTRA.
SRA. DE LA VICTORIA

Mínimas, 13  apdo. 92

Tel: 926 850357 

13250-Daimiel  (Ciudad Real) España

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Todos los derechos reservadors ©2012 MONJAS MINIMAS DE DAIMIEL